March 29, 2020

Please reload

Entradas recientes

I'm busy working on my blog posts. Watch this space!

Please reload

Entradas destacadas

LA "MALA NOTA" DE LA MINISTRA CELÁA

(EFE. Emilio Naranjo)

 

 

En su comparecencia como Portavoz del Gobierno, con motivo del Consejo de Ministros del Viernes 23, la Ministra de Educación Isabel Celáa, aludiendo al fundado Observatorio sobre la Igualdad en Ciencia, “Mujeres, Ciencia e Innovación”, afirmaba, jactándose comparativamente: “Las mujeres, que solemos sacar las mejores notas en nuestros estudios, no están representadas como deberían en el sistema de la Ciencia e Innovación”.

 

De dicha comparativa se saca la conclusión de que las mujeres científicas, estando subyugadas por el sistema, deberían, sin embargo, ocupar los primeros y más decisivos puestos en el ámbito de la investigación científica y la dirección social.

 

No dudando de las capacidades de muchas mujeres en múltiples áreas del conocimiento, que conocemos y reconocemos, queremos señalar aquí la nota deplorable de una Ministra de Educación que, opinando con sesgo feminista prepotente, desbarra en lo tocante a la igualdad de oportunidades que, social y académicamente, le corresponden a las mujeres en virtud de la igualdad de derechos.

 

Académicamente hay mujeres muy destacadas por sus méritos profesionales, amén de que, en varios ámbitos, como la Enseñanza, la Sanidad, la Judicatura, la Administración, etc.…, las mujeres dominan en número a los hombres que ejercen competitivamente la misma función. Lo que no implica que, en tales actividades, las mujeres superen en facultades a los sujetos del género masculino.

 

Diferencialmente no puede hablarse de superioridad de sexo en conocimientos y en ejercicio profesional, sino de capacitación. La mujer suele estar más capacitada que el hombre en entendimiento y empresas que requieran: Intuición, Orden, Protección, Conservación, Astucia, Consejo, Abnegación, Flexibilidad… El hombre, por tradición y costumbre social, suele estar más preparado para el ejercicio de actividades que impliquen: Discurso abstracto, Dirección, Gobierno, Autoridad, Audacia, Ingeniería, Creatividad, Improvisación, Solercia…

 

Se equivocan las ministras feministas que, con empoderamiento prepotente, intentan sustituir la varonía, y hasta se atreven a querer dominarla con astucia femenil. Hay cualidades “sui generis” masculinas inigualables, y viceversa. Que no busquen a una Demóstenes, a una Miguel Ángel, a una Napoleón, a una Einstein…

 

Uno de los lapsus que a la Ministra Celáa se le ha escapado, y que implica para ella “mala nota”, es la ocurrencia, femenina, de que, de acuerdo con la reforma que quiere emprender del plan educativo, el alumno bachiller que tenga una asignatura suspendida puede conseguir el titulo si, “en conjunto ponderado de materias, salva el expediente. ¿Pretende, acaso, que asignaturas instrumentales, como Lengua o Matemáticas, sean “salvables”? Convertidas en rémoras, estas asignaturas condenan al alumno al fracaso académico.

 

Otra “mala nota” que da la Ministra Celáa se produce cuando canta a favor de la discriminación lingüística en Cataluña. Poner en manos de las Comunidades Autónomas el dominio pleno de la cultura lingüística, desde las escuelas, favoreciendo el sectarismo nacionalista, va en contra de la cultura de todos en plan de igualdad de derechos y oportunidades. El oportunismo lingüístico secesionista, fomentado desde la escuela, lleva al favorecimiento del independentismo, hoy implantado en las aulas universitarias, y a la formación de “arranes”.

 

Ni es de recibo la negación del necesario Pacto educativo para el restablecimiento de la libre elección de centro educativo, según la libre voluntad de los padres, y cuya limitación, por motivación ideológica, lleva a la estatalización de la enseñanza,  por supresión de la formación concerta-da. Sería una de las peores notas que se introduzca en el sistema educativo por vía de la “Reforma Celáa”. Como también lo sería un plan de reforma del Profesorado sin contar con la participación y acuerdo de las asociaciones de Profesores.

 

La “excelencia educativa”, de la que tanto habla la Ministra Celáa, está en entredicho.

 

*José Luis Suárez Rodríguez es Doctor en Ciencias de la Educación. Director de www.masespaña.es  Editor del Informe Apis: Presente y Futuro de la Reforma Educativa (Villar Palasí), 1973. Director de la Enciclopedia de la Nueva Educación, 1966.

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Síguenos